Según una encuesta, casi el 30% de los argentinos acusa el accionar de los uniformados para explicar quiénes son los responsables de la desaparición y posterior asesinato del joven bonaerense en plena pandemia.

La historia policial argentina, lamentablemente, tiene un extenso prontuario de casos de gatillo fácil. Algunos, la Justicia determinó lo sucedido y pudo darle la paz merecida a la víctima y sus familias, pero un sinnúmero de otros casos aún siguen sin resolverse y con los asesinos sueltos por la calle.

En los últimos tiempos, aunque todavía nadie sabe lo que sucedió con certeza, la desaparición y crimen de Facundo Astudillo Castro ocupó ese casillero en la sociedad. Si bien recién en las últimas horas se supo que el cadáver encontrado en un pequeño y desolado pueblo camino a Bahía Blanca era del joven que era buscado desde fines de abril, todavía la Justicia debe desentrañar sus últimas horas e intentar dar con los responsables de tan cruenta masacre.

Cristina Castro, la mamá de Facundo, no se cansa de apuntar a la Policía Bonaerense, quien está acreditado que demoró al joven en un control por la cuarentena estricta que vivía la zona en ese momento, y hasta le pidió la cabeza del Ministro de Seguridad, Sergio Berni, al gobernador de la Provincia Axel Kicillof cuando la recibió en su despacho.

Las redes sociales son un caldo de cultivo que destilan mucho odio, pero también son un escenario donde Cristina recibe mucho apoyo de la opinión pública, que en un gran número también apuntan a los efectivos policiales como los grandes responsables del asesinato.

 

En esa línea, una encuesta de la Consultora DC arrojó que el 28,1% de la opinión pública afirma que el joven fue Asesinado por la policía. En tanto, un poco más del 21% afirma que no sabe lo que pasó y otro 10,5 sólo indica que fue asesinado pero no apunta contra la Fuerza de seguridad de la Provincia de Buenos Aires, que lidera Berni.

La Justicia es ahora quien debe cumplir con su trabajo y darle la merecida verdad que la familia merece. Facundo no hizo más que salir de su casa para viajar a dedo a Bahía Blanca, para poder reencontrarse con su novia. El resto forma parte del misterio y debe ser resuelto.

LA FAMILIA TIENE SU TEORÍA CLARA

Uno de los abogados de la mamá de Facundo afirmó que la dinámica que va tomando la causa es «vertiginosa», ya que «van pasando cosas todos los días», al tiempo que volvió a apuntar contra el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, al señalar que «miente» e indicar que debería «responder penalmente».

«La semana pasada tomamos audiencias testimoniales virtuales desde el hotel, eran audiencias importantísimas y reservadas», contó a radio La Red el querellante Leandro Aparicio, quien volvió a expresar que «no caben dudas que Facundo fue desaparecido y asesinado por la policía de la provincia de Buenos Aires».

Aparicio insistió en que «hay testigos amenazados por la policía bonaerense y están aterrorizados», por lo que van a acudir a los organismos internacionales. «Tenemos, por ahora, un señor que es ministro de seguridad que miente en cada intervención», añadió el querellante al aludir a Berni, a quien calificó de «bocón» y «encubridor». Finalmente, Aparicio dijo que los resultados finales de los estudios que permitirán saber en qué circunstancias murió Facundo estarán listos entre 45 y 60 días.

«Para nosotros Berni también es un desaparecedor. No nos interesa si lo echan o no, pero creemos que Berni tiene que responder penalmente». LEANDRO APARICIO, ABOGADO DE LA FAMILIA

TRASLADAN LOS RESTOS DE FACUNDO

Los restos de Facundo Astudillo Castro son trasladados a la ciudad de Pedro Luro, en el partido bonaerense de Villarino, donde serán velados y sepultados en el cementerio municipal, según informó su mamá, Cristina Castro.

En un comunicado difundido en las redes sociales, la mujer anticipó que «sólo podrán ingresar al servicio velatorio los más cercanos», aunque luego los presentes los podrán «acompañar hasta el cementerio local, siempre con barbijo y cumpliendo distanciamiento».

Los restos del joven llegaron a primero a la ciudad de Bahía Blanca en un avión sanitario y, desde allí, son trasladados a Pedro Luro en un vehículo del Servicio Solidario de Sepelios, que estará a cargo del velatorio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.