Tres jóvenes serán sometidos al proceso, entre el 13 y 16 de septiembre de 2021, como acusados del abuso sexual de una adolescente de 14 años cometido durante los festejos de Año Nuevo de 2019, en un camping de la localidad bonaerense de Miramar. El debate se realizará en los tribunales de Mar del Plata y será conducido por el juez Fabián Riquert, presidente del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3 de esa ciudad balnearia.

Según las fuentes, un jurado popular deberá resolver si Tomás Jaime (24), Lucas Pitman (22) y Juan Cruz Villalba (24) son responsables del delito de «abuso sexual con acceso carnal calificado». En el debate también intervendrán los fiscales Florencia Salas y Guillermo Nicora, quienes estuvieron a cargo de la instrucción de la causa. La modalidad de juicio por jurados había sido solicitada por las defensas de los tres acusados, representadas por Martín Bernat, Noelía Agüero y Marcelo Jiménez. El abogado de la menor abusada, Maximiliano Orsini, había rechazado esta posibilidad y exigió a través de un planteo de inconstitucionalidad que el caso se resolviera a través de un juicio oral común.

El letrado consideró que «el procedimiento de juicio por jurados es inconstitucional en el caso de menores abusados» ya que «la sentencia no puede ser apelada, lo que viola la doble instancia consagrada en la Convención Internacional de los Derechos del Niño». Ese planteó fue rechazado el 20 de febrero último por el juez Riquert, quien consideró que era «prematuro ante la falta de un agravio concreto», antes de que se hubiera realizado el juicio. El magistrado dejó abierta de todos modos la posibilidad de alegar una «cuestión federal», en caso de una absolución, para que se analice «la colisión» entre la normativa vigente en el Código Procesal, que impide la apelación de un veredicto absolutorio del jurado, y la Ley 26.061, que establece la doble instancia como garantía para las víctimas.


En los últimos días se realizó una audiencia en la que las partes ofrecieron los medios de prueba que usarán en el juicio, y en esa instancia el abogado de la menor rechazó «que se ventilen cuestiones personales de la víctima que no tienen que ver con el hecho que se juzga», planteo que fue respaldado por la fiscalía y deberá ser resuelto por el juez. En ese sentido, Orsini transmitió además la intención de la adolescente, quien tiene actualmente 16 años, de declarar como testigo durante el juicio.

Los tres imputados fueron detenidos el 1 de enero de 2019 tras la denuncia por abuso sexual radicada por la menor en la Comisaría de la Mujer de Miramar, y estuvieron alojados en la Unidad Penal 44 de Batán hasta el 3 de mayo de ese año, cuando se les otorgó el beneficio del arresto domiciliario con monitoreo electrónico.

Un comentario en «Un jurado popular juzgará un abuso sexual en un camping de Miramar»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *