Luciano tiene 17 años y había ido a acompañar a una amiga hasta su casa “para que no vaya sola”. Un caballero, pese a ser apenas un adolescente. Lo cierto es que, al volver a su hogar, dos motochorros le robaron lo único que tenía en su poder: la bicicleta con la que viajaba.

La violenta secuencia, que por suerte sólo implicó la pérdida material del rodado, sucedió en Saldán al 2.300, en el barrio El Pilar, a pocas cuadras de donde la familia vive hace más de dos décadas. La mamá del chico asaltado, Paola Belda, hizo público el video a través de la página de Facebook Ituzaingó en Alerta y explicó a Primer Plano Online lo ocurrido.

“Eran las 19.30 de ayer y una cuadra antes de Brandsen se dio cuenta que lo seguían. La moto hizo que doblaba pero no, volvió y le pidieron la bicicleta. Él no tenía el celular porque ya tres veces se lo robaron, así que sólo le llevaron la bici”, describió la mujer. Luciano está bien, tranquilo. Es que la inseguridad es un tema recurrente en su hogar: al hermano de él, de 21 años, también lo asaltaron en tres ocasiones en los últimos tiempos y en todas le quitaron el celular.

“Es un tema hablado: te piden las zapatillas, dáselas; te piden la bicicleta, dásela; te piden el celular, dáselo. Es una locura, pero con esfuerzo lo volveremos a comprar”, reexionó. Todo, naturalmente, para evitar que sean lastimados.

Fuente: Primer Plano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.