La Policía de la Ciudad secuestró materiales robados a empresas de telecomunicaciones que eran utilizados para la instalación ilegal de sus servicios durante dos allanamientos en los barrios de Villa Devoto y Villa Real.

Los procedimientos fueron ordenados por el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N° 14, a cargo del Dr. Darío Bonnano y ante la Secretaría 143 de la Dra. Ruth Geiler, como corolario de una investigación del Departamento Delitos de Sustracción de la Policía de la Ciudad, a través de la División Robos y Hurtos, que logró descubrir dos locales donde se acopiaba una importante cantidad de elementos robados a las empresas Telecom-Personal, DirecTV y Telecentro.

Uno de los lugares identificados fue un local ubicado en la calle Lope de Vega al 2200, en el barrio de Villa Real, dónde funcionaba un centro de reparación y venta de insumos para instalación y reparación de antenas de televisión y en que se encontraron 35 cajas de cartón conteniendo controles remotos, fuentes y cables de alimentación,14 bobinas de cable coaxial; seis cajas conteniendo más fuentes de alimentación y seis bolsas tipo de tela con demás elementos relacionados, pertenecientes a la empresa Telecom -Personal. Asimismo, se secuestró una bobina de la empresa “Telecentro”, ocho controles remotos, catorce rollos de cable color blanco, tres cajas completas las cuales contienen fuentes de alimentación, y otras tres cajas completas con conectores de la empresa DirecTV, y un CPU.

Finalizado el procedimiento judicial se allanó un local que funciona como ferretería ubicado en la calle Chumbicha al 3200, en el barrio de Villa Devoto. En el lugar también se incautaron materiales relacionados con la causa como 28 cajas conteniendo aproximadamente 5 mil fuentes de alimentación de las empresas Telecom y Telecentro, una notebook, dos teléfonos celulares y etiquetas para tapar las fuentes.

En tanto, fueron notificados para prestar declaración en el juzgado interventor los responsables de los locales, un hombre y una mujer mayores de edad, en el marco de una causa caratulada como «Encubrimiento».

Cabe destacar que se contó con la colaboración de personal de la empresa Telecom-Personal, para reconocer los materiales como propios de la firma.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *